Balcón de Haría

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter

gregorio

Por Gregorio Barreto Viñoly

 

 

Ha fallecido un luchador histórico de Lanzarote: Román Betancor Rodríguez

 

El domingo, día 17 de enero, falleció el que fuera uno de los grandes deportistas de Lanzarote, Don Román Betancor Rodríguez, con 89 años de edad, que fue un gran luchador en la época de los años de 1940-1950, debido a una cruel enfermedad que le fue mermando su estado de salud de una forma constante y paulatina.

 

Nació el 29 de junio de 1926, siendo natural de Haría, hijo de Don Ángel Betancor Cabrera y de Doña Manuela Rodríguez López, fue sido puntal del equipo de lucha canaria de Máguez-Haría, llamado ‘Rodríguez Perdomo’, que entonces controlaba el gran entusiasta de Máguez, Don Juan Bautista de León y León, y siendo sus principales competidores los luchadores del equipo Los Majos, de Arrecife, con varios enfrentamientos con su puntal, Don Fefo Rodríguez Cabrera, Don Manuel Cabrera Rodríguez (Pollo de Tías), Don Chano Brito y Don José Betancor, Pollo de Argana, pero ello además de otros muchos.

 

Fue nominado en ocasiones como el Pollo de Haría y viene de una familia de grandes luchadores, como lo fuera su tío Carlos ‘El Rubio’ (Carlos Betancor Cabrera). Se recuerda de él su gran fortaleza, especialmente de brazos, y su buen estado físico que ostentaba cuando venía de Las Palmas, donde vivía, y del cuartel en que estaba, viniendo muy preparado y fuerte.

 

Tuvo que afrontar varios enfrentamientos e incluso desafíos, teniendo uno en la era de Don Juan Perdomo Figueroa, en Máguez, con el Pollo de Tías, el cual se dijo que ganó Román, pero que el árbitro dio ganador al Pollo de Tías. Emigró a Venezuela en la década de 1950, donde estuvo varios años, regresando a su tierra.

 

Este informador recuerda una bonita anécdota, de una forma directa, por haber presenciado una luchada que se celebraba en el año de 1949, en una era de Don José María Feo Barreto, del equipo de Máguez con el de Arrecife, y la cosa estaba tensa, porque el equipo local iba perdiendo, pero estaba presenciando el encuentro Don Mariano López Socas, que había recién estrenado su cargo de alcalde, y decidió y ordenó que alguien fuera a traer a Román porque si no se iba a perder, y resulta que estaba enamorando con su novia Rosalía Rivera Lorenzo, en la Calle de Las Casillas, en su casa de Máguez, donde se sospechaba que estaría, y lo trajeron y el resultado del encuentro fue cambiando, hasta el punto de que se ganó la luchada por parte del Norte.

 

Este gran luchador dejó además la impronta de ser padre de dos también grandes luchadores, como lo han sido Don Román y Don Víctor Celso Betancor Rivera, e hija Elixaida. Pero Román no solamente luchó, ya que además estuvo metido en el mundo del fútbol, en cuyo deporte se inició desde principios de los años de 1940, con el cura Don Juan Arocha Ayala, adhiriéndose al equipo Atlético de Aviación, con buen resultado.

 

Pero, además, Don Román Betancor Rodríguez fue una pieza histórica en el acto de la inauguración del Campo de Fútbol en Haría, en Malpaso, arbitrando él el encuentro entre el equipo Juvenil de Haría, y el Unión Deportiva de Má- guez, siendo nombradas las madrinas de Haría Catalina Rodríguez González (Nina), y Olga Borges Barreto por Máguez, ello en el año de 1953. Luego jugaría en el equipo de fútbol de Máguez, El Cometa.

 

Don Román se ejercitó además en otros deportes cuando estuvo en el cuartel, en Las Palmas de Gran Canaria, destacando en lanzamiento de pesos, siendo campeón regional, y yendo a defender su categoría a Toledo, practicando además el atletismo y la halterofilia, entre otros.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Accesibilidad